LA CEJA, EL MARCO DE TU CARA

Para los que me siguen en redes desde hace tiempo, conocen el antes y un después de esta Diva. Para los nuevos puedo parecer una mujer segura de sí misma que anda por ahí entregado tips de moda e imagen a diestra y siniestra, pero debo confesar que yo también he metido la pata y mis cejas lo saben.

 Las cejas son el marco de la cara de una persona debido a los arcos que pueden formar. Pueden cambiar tu semblante, rejuvenecerte o endurecerte según sea el caso.

Mi ceja siempre fue poblada, asimétrica y obscura. Esto último, daba la apariencia de que me teñía el cabello claro y esto me abrumaba.

A los 31 años me hice mi primer microblading. En aquel entonces, trabajaba como PR para Silvia Galván y el resultado me encanto, muy natural y la técnica innovación total.

Con el paso de los años, mi mundo y el mundo cambio. Me mude de ciudad, conocí otras modas y me deje llevar. Mi ceja cambió y mi rostro no volvió a ser igual. Así comprendí mi párrafo inicial “las cejas son el marco de la cara… Cuídalas “.

Al igual que con la ropa, la ceja también ha tenido sus modas y tendencias. Algunas veces muy delgada y otras veces muy poblada y por ende, el cuento nunca acaba.

Así que si en el pasado me las hice por moda y hoy me las hago por necesidad. A pesar de la extracción de color mi mirada se veía triste y pesada. La ceja incompleta y sin forma por lo que en esta ocasión solo busque recuperarla y lograr un aspecto muy natural.

Por todo esto, te quiero compartir las cinco lecciones que aprendí con mi experiencia y que espero te sirvan antes de meterle color a este par:

1.- Invierte en ellas. Este servicio es un lujo y como tal hazlo bien. Si bien no es lo mismo que un tatuaje, considéralos, primos hermanos. Es una marca o herida con color que le estas haciendo a tu rostro. cuídalo y acude con un profesional con experiencia en la técnica ¡no experimentes!

2.- Si no te late, ahí no es. Definitivo, sigue tu intuición. Cuando estes con el experto, platica con él y disipa todas tus dudas. Es la única manera en la que lograrás el resultado que deseas. Si algo no te convence, tomate el tiempo para elegir bien.  

3.- olvídate de las modas. Hay un tipo de ceja ideal para tu cara. No inventes y ajústate a él. Lo natural es atemporal.

4.- Evita el Botox. Si te es posible, no acudas a tu cita y mucho menos te diseñes la ceja bajo los efectos de la toxina botulínica ya que puede alterar tu resultado final en un futuro.

5.- No lo hagas por cerrar ciclos. Al igual que los cambios de look, este tipo de alteraciones se realizan con la cabeza fría y con los pies bien plantados en nuestra realidad. Verlo como una alternativa de mejora a nuestro estado de ánimo puede ser contraproducente.

Ahora ya lo sabes. Como tu tía es mi obligación guiarte para que tomes la mejor decisión. Espero todo te salga muy bien.  Déjame en los comentarios que te pareció. Cónoce a Cintia Holguin aquí. Ella fue la responsable de lograr el resultado que deseaba

3 Comments

  • Nrevillegas
    11 meses ago Reply

    Woow tengo ceja poblada y cero me sé maquillarla 🙁 me gusta natural… pero a veces me vale y no le doy su forma. Listo anotado tía ya me pondré pilas.

  • Citlali
    10 meses ago Reply

    Hello Diva mi ceja es escasa y es forzoso arreglarla llevo 4 diseños diferentes y puedo asegurar que el último diseño fue más grueso y menos pico ha sido la mejor opción y eso se lo debo a mi artista del microblading por su excelente óptica y trabajo…

  • Paty Calderón
    10 meses ago Reply

    Me encantaron las 5 lecciones. Estoy totalmente de acuerdo contigo, yo nací con muy poca ceja y rubia, así que ha sido algo con lo que he batallado toda mi vida, de muy jovencita me la pintaba con rímel para hacerla notar. Gracias por esta información tan valiosa

Leave a Comment

Your email address will not be published.

Start typing and press Enter to search